BLOG ONNEU

    Todo sobre el mundo del motor

    ¿Comprar neumáticos usados afecta a mi seguridad?

    ¿Comprar neumáticos usados afecta a mi seguridad?

    Probablemente hayas escuchado más de una vez que lo barato sale caro y también hayas tenido ocasión de comprobar por ti mismo que es cierto. Ahora bien, ¿estás dispuesto a poner en juego tu seguridad al volante comprando neumáticos baratos que ya han sido usados?

    A partir de 2009 con el estallido de la crisis se observa un incremento de la venta de este tipo de cubiertas como una alternativa más económica, accesible e incluso - aprovechando el tirón de lo ecológico - más sostenible. Es realmente fácil encontrar en Internet neumáticos online nuevos con todas las garantías, pero también lo es contactar con particulares y empresas que han encontrado en la venta de ruedas usadas su modelo de negocio.

    ¿Por qué no comprar neumáticos usados?

    Su principal atractivo es, evidentemente, su precio, que se suele establecer en función del desgaste de la banda de rodadura. Como ya sabes, la ley establece que no deberías circular si la profundidad es inferior a 1,6 milímetros. Sin embargo, este no debería ser el único parámetro a valorar: un neumático puede cumplir con las características señaladas en cuanto a su dibujo pero presentar otros defectos que no son tan sencillos de ver a simple vista tales como grietas, pequeñas abolladuras, cortes, desperfectos del compuesto, etc. Todas estas irregularidades afectan a la conducción y pueden suponer un gran peligro a la hora de circular en ciudad o en carretera.

    Además, desconoces su procedencia. No sabes qué uso les dio su anterior dueño o por qué quiso cambiarlos. Puede que te aseguren que están en perfecto estado, pero en este caso es mejor desconfiar.

    Los datos

    La Organización Portuguesa de Consumidores (institución lusa análoga a nuestra OCU) elaboró un estudio sobre la venta de neumáticos usados en nuestro país vecino del que podemos extraer algunas conclusiones interesantes: la mayoría de ellos no cumplía con los estándares mínimos indicados para su circulación segura, presentaban daños y desgastes irregulares y su fecha de fabricación era superior a 10 años, máximo recomendado para su cambio aunque no se adviertan defectos visibles.

    Tanto los fabricantes de neumáticos como los expertos del sector y los periodistas especializados en automoción abogan por la ilegalización del comercio de cubiertas de segunda mano ya que lo consideran muy peligroso. Según un estudio de seguridad vial en tres de cada cuatro accidentes que fueron causados por los neumáticos estos eran de segunda mano. Por tanto, la compra de cubiertas usadas está totalmente desaconsejada por los profesionales que advierten que lo barato sale caro y, en este caso, además puede suponer un peligro para tu seguridad.